Daniel “Hachita” Ludueña se convirtió en nuevo jugador de la “T”.

El experimentado volante hijo del recordado “Hacha” Ludueña llegó a Talleres como uno de los “Tapados” de la dirigencia.

Si bien su nombre había sonado ni bien se concreto el ascenso de Talleres, el jugador habia firmado con un club mejicano, sin embargo, decidió desvincularse de dicho club y llego a su Córdoba natal por un contrato de 1 año.

Ludeña de 34 años, debutó en River y luego tuvo una intachable trayectoria por el fútbol mejicano. Pasó por Estudiantes de Tecos donde jugó 72 partidos y marcó 30 goles, luego salto al Santos Laguna, club que marco su carrera, jugó 244 partidos y anotó 72 goles. Sus buenas actuación lo vincularon con el club “Tuzo” del Pachucha donde apenas disputó 40 partidos con 5 goles y su ultimo paso fue por Pumas donde tuvo las cifras similares al Pachuca, jugó 40 partidos y anotó 5 goles, quedando eliminado de los 4tos de final de Copa Libertadores.

Redacción : Kevin Nicolás Diaz

No hay comentarios

Dejar respuesta